Decenas de miles de franceses se manifestaron el martes contra la polémica reforma laboral del presidente galo, Emmanuel Macron.

Distintas ciudades de Francia fueron testigos de 180 protestas convocadas por el sindicato la Confederación General del Trabajo (CGT) y otras centrales minoritarias, que también hicieron llamamientos a la huelga en 4000 empresas.

Los paros se centraron en los sectores de la energía y el transporte público, entre otros. En algunos lugares como París, la capital, las marchas se tornaron violentas.

Concretamente en París, un grupo de 10 000 manifestantes se dirigió hacia la plaza de Italia, donde los participantes de la marcha gritaron lemas ofensivos contra la Policía y lanzaron petardos. Las fuerzas de seguridad respondieron a las provocaciones lanzando gases lacrimógenos.

 

Sep 13, 2017 04:48 UTC
Comentarios