Pars Today-Mercado Persa es el nombre de un programa en el que muy brevemente estudiamos algunas actividades económicas de la República Islámica de Irán, ya les hemos presentado 64 partes de este programa. Ahora, en la última parte de esta serie, revisamos brevemente los más importantes asuntos planteados al respecto.

Desde la antigüedad hasta el momento, la situación geográfica de Irán ha creado un papel geopolítico importante para este país. La Ruta de Seda ha sido una vía de conexión de las civilizaciones del este y el oeste y que pasaba por Irán. Actualmente también en el mapa de la Nueva Ruta de Seda, Irán es uno de los países que desempeña un rol clave en el desarrollo de las comunicaciones y relaciones entre los países asiáticos y europeos. La situación geográfica de Irán propicia camino más corto hacia Europa para el tránsito de los productos y artículos. El alcance a las aguas libres a través del Golfo Pérsico es otro privilegio que permite el acceso de países aislados en los territorios de Asia Central y el Cáucaso a las aguas libres y su relación con la economía de una parte importante del mundo. Además de la importancia geopolítica de Irán y su papel en la próxima economía del mundo, los recursos y las capacidades de Irán son tales que el instituto McKinzey en un informe prevé el futuro de la economía de este país así: “nosotros hemos llegado a esta conclusión que Irán tiene la capacidad de añadir un billón de dólares a su producto interno bruto (PIB) con la creación de 9 millones de nuevos puestos de trabajos hasta el año 2035.
 
Una de las partes importantes de la economía de Irán son los recursos energéticos. Irán tiene las mayores reservas demostradas de gas y ha ocupado el cuarto lugar en las reservas probadas de crudo en el mundo. El gasto de la producción de petróleo y gas en Irán es muy bajo en comparación con la mayoría de los países productores. La petroquímica es una de las industrias en la que el petróleo y el gas desempeñan un papel relevante. Dado que Irán es uno de los primeros países poseedores de las reservas de petróleo y gas del mundo, el crecimiento y desarrollo de la industria petroquímica en este país es evidente. Uno de los privilegios importantes de esta industria iraní es la diversidad de la alimentación, el alcance a las aguas libres y la fuerza humana experta. La industria petroquímica es una de las partes principales de la economía de Irán que deja una influencia positiva en la formación de valor añadido en los productos petroleros y de gas del país. Actualmente, más de 50 complejos petroquímicos tienen múltiples actividades en Irán con una capacidad de la producción de 62 millones de toneladas al año, de la que casi un 40 % se exporta como productos no  petroleros.
 
Otro asunto planteado en algunas partes del programa Mercado Persa ha sido la inversión de Irán en otros recursos de la energía como la industria de la electricidad. Desde el punto de vista de la capacidad de la electricidad instalada en el mundo, Irán es uno de los primeros 20 países y ocupa el primer lugar en este campo en la región de Oriente Medio. Una de las propiedades de la economía de Irán en comparación con algunos países petroleros es su alta diversidad económica; por eso, la economía de Irán no depende mucho del crudo y gas. Por otra parte, la diversidad de los productos de jardinería y de la agricultura de Irán  es sin precedentes, en particular la producción de pistachos, dátiles, higos, manzanas, aceitunas, uvas, granada y cereza tiene una situación especial en el mundo.
 
Cabe mencionar que algunas especies con valor medicinal como el azafrán, bérbero y comino no se encuentran en la lista de los productos principales agrícolas pero Irán es uno de los mayores exportadores de estos productos valiosos en el mundo.
 
En el mundo de hoy, se puede exportar la mayoría de servicios, y la ciencia y tecnología se han convertido más que antes en productos valiosos e intercambiables. Las empresas de ingeniería persas en diferentes países del mundo han participado en la ejecución de unos 700 proyectos. La mayor parte de la exportación de los servicios técnicos y de ingeniería de Irán a países foráneos se ha dirigido a proyectos industriales, petróleo, gas y petroquímica, la creación de centrales de electricidad y diseños de carreteras.
 
Desde el punto de vista de las reservas de los minerales, Irán es uno de los primeros 10 países en el mundo y ocupa el primer lugar en este ámbito en la región de Oriente Medio. Un 7 % de las reservas minerales del mundo se encuentran en Irán. La riqueza de los recursos y reservas minerales ha convertido este país en una de las más ricas regiones del mundo desde el punto de vista de la capacidad de abastecimiento de las materias primas requeridas para la industria. Hasta el momento, casi 6 mil minas con 70 tipos de minerales han sido identificadas en el suelo de Irán. Según algunos expertos, dado que Irán posee  minas ricas y de altas reservas de minerales, es el paraíso de las minas del mundo. 12 minas importantes del mundo como  Sarcheshme de cobre, en Kermán;  Chadormalu, de hierro;  Songun de Varzagan, de cobre; Pabdana, de carbón;  Zarshuran, de oro; y Neishabur de turquesa se encuentran en el suelo del país persa. Las reservas probadas de cobre en Irán llegan a más de 30 millones de toneladas. Un 8 % de las reservas de zinc y un 3 % de las reservas de plomo del mundo se encuentran en esta tierra que también es el cuarto productor de piedras ornamentales en el mundo. Irán debido a albergar reservas de uranio, carbón y mineral de hierro tiene una situación elevada en la lista mundial.
 
Una de las propiedades de la economía actual de Irán es la existencia de empresas científicas cuyas múltiples actividades y hallazgos han sido el tema de algunas partes del programa Mercado Persa. Desde el punto de vista de la fuerza humana experta, hábil y educada, Irán tiene una alta capacidad y cuenta con uno de los más altos niveles de la participación en la educación superior en el mundo. Más de una tercera parte de los estudiantes iraníes, se centran en carreras de  ingeniería. Por eso, desde el punto de vista de los graduados en la carrera de ingeniería al año, Irán se encuentra entre los primeros 5 países del mundo. Centenares de empresas científicas y decenas de parques y centros de investigación y capacitación de ciencia y tecnología se han creado en Irán y tienen múltiples actividades en diferentes terrenos como aire y espacio, comunicaciones, electrónica, medicina, petróleo, gas y energía, células madre, impresión y embalaje.
 
Más de 300 productos científicos basados en la tecnología nano se están produciendo en Irán y se exportan a 17 países del mundo. Irán produce  equipamientos de laboratorios y diversas industrias, entre ellas textil, limpieza,  agricultura y construcción.
 
En base a las cifras del Fondo Económico Mundial, Irán en el año 2017 mantuvo su situación como décima octava economía del mundo. En base a las estimaciones de esta entidad internacional, el producto interno bruto (PIB) de Irán en base al índice del poder adquisitivo llegó a 1630 mil millones de dólares en 2017. Este informe ha previsto que el PIB en el año 2018, con un crecimiento de 94 mil millones de dólares, alcance  1724 mil millones de dólares. Este crecimiento se observa claramente a pesar de los problemas económicos que enfrentan los iraníes, después de la victoria de la Revolución Islámica en forma de sanciones y embargos por parte de EEUU y sus aliados.
 
Queridos amigos, esperamos que a través del programa titulado Mercado Persa hayan conocido  una parte de las capacidades económicas de Irán Islámico.

 

Mar 29, 2018 08:05 UTC
Comentarios