Pars Today-En vísperas del envío de las caravanas de peregrinos iraníes a Arabia Saudí, el Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, se reunió con altos miembros de la entidad responsable de organizar las ceremonias de Hach y autoridades de otros órganos relacionados.

En esta cita, el ayatolá Jamenei dijo que el Hach disfruta de la característica de combinar "espiritualidad y política" en una reunión de  musulmanes en un lugar preciso y en un mismo momento. Además se refirió a importantes puntos sobre la ceremonia de Hach, como la catástrofe de Mina y la necesidad de garantiza la seguridad de los peregrinos; además, habló sobre los actuales problemas del mundo del Islam, entre ellos, la causa de Palestina y la agresión a Yemen.

 

Al inicio de la reunión, el Líder calificó de muy valioso servir a la celebración del Hach y a los peregrinos y evaluó de "buenas" las actividades realizadas por la Organización del Hach y la Peregrinación. No obstante, enfatizó que aún se deben desplegar más esfuerzos para mejorar la celebración de las ceremonias de Hach.

 

El ayatolá Jamenei afirmó también que Hach es signo de la combinación de "este mundo con el otro" y de "la religión con la política". A continuación, agregó que durante muchos años, ciertas personas trataron de disuadir a las nuevas generaciones de combinar la religión y la política, la religión y la vida, la religión y la ciencia, este mundo y el más allá, la espiritualidad y los logros materiales, sin embargo, cuando nació la República Islámica y cuando la revolución islámica logró la victoria, todas estas ideas resultaron ser erróneas. Se hizo evidente que el Islam podía manejar perfectamente la arena política, la vida, la gestión del país.

 

El ayatolá Jamenei añadió: "Hoy en día, una vez más, individuos ignorantes y prejuiciosos buscan inculcar la necesidad de separar la política de la vida y de la ciencia en las mentes de la generación joven; Sin embargo, el Hach es un campo práctico para mostrar esta combinación".

 

Sostuvo, asimismo, que aquellos que separan la política del Islam no han entendido el Islam ni las aleyas del Corán. Al respecto, mencionó: "Las aleyas del Corán, tanto las que están relacionadas con el Hach, como las que están relacionadas con la Yihad, las que están relacionadas con la comunicación de las personas en una sociedad, las que están relacionadas con la administración del gobierno islámico en la sociedad, todo esto son políticas que pertenecen al Islam".

 

El Líder también dijo que la determinación de un momento y un lugar específico para la reunión de los musulmanes en los rituales del Hach demuestra la importancia de la congregación musulmana en el Islam. Reiteró que "uno de los objetivos importantes de Hach es reunir a  musulmanes de todo el mundo y no se trata de un año o dos sino es una orden para toda la historia. En ciertos días, todos en el mundo del Islam que tengan la capacidad de hacerlo deben reunirse en un lugar específico. ¿Qué significa esto? Esto significa que la esencia misma de esta reunión es lo que Dios quiere. Esto es lo que Él quiere. Esto significa la formación de la Umah islámica. Esta es la misma perspectiva de la reunión de los musulmanes. El Hach es la encarnación de esto y símbolo de la comunidad islámica".

El ayatolá Jamenei hizo hincapié, una vez más, en que la congregación de los musulmanes, la solidaridad y la coordinación entre ellos figuran entre los importantes objetivos del Hach que deben, por tanto, ser   atendidos. A continuación, ordenó a todos los responsables del Hach a observar la comunicación, la conexión y el acuerdo de esta gran congregación musulmana en todos los programas de los peregrinos.

Destacó también que la sagrada Caaba, la Mezquita Al-Haram y la mezquita Al-Nabai pertenecen a todos los musulmanes y no a quienes dominan esas tierras. Ahondó que "nadie tiene el derecho a comportarse  como quiere. Todos los musulmanes gozan de un mismo derecho respecto a la Caaba, la Mezquita Al-Haram y el santo ambiente de este digno lugar".

El Líder de la Revolución Islámica se refirió al surgimiento de un nuevo significado del Hach tras la victoria de la Revolución Islámica de Irán, gracias al difunto fundador de la República Islámica, el Imam Jomeini (que descanse en paz). "El verdadero Hach debe ir acompañado de la negación de los infieles y de la unidad y la cohesión entre los musulmanes", alertó.

 

Según el Líder, el punto contrario del Hach es la creación de discrepancias entre los hermanos musulmanes y la complicidad de algunos gobiernos con el hegemonismo mundial, con EEUU a la cabeza, tal y como hoy en día se comporta Arabia Saudí.

El ayatolá Jamenei hizo alusión a los obstáculos impuestos por Arabia Saudí en la realización de algunas de las tareas de los musulmanes en los rituales de Hach y enfatizó que no se debe olvidar esta demanda de los musulmanes en la realización del Hach de este año de manera completa y segura. En el año 1407 de la hégira lunar, el régimen saudí acabó con la vida de 270 peregrinos iraníes por solo manifestar lemas contra los crímenes del hegemonismo mundial y EEUU y expresar su repudio a los infieles. La mitad de estos mártires eran mujeres.

La aleya 25 de la sura La peregrinación (Al Hach) dice:

Los infieles que apartan a otros del camino de Alá y de la Mezquita Sagrada, que hemos establecido para los hombres -tanto si residen en ella como si no-...Y a quien quiera impíamente profanarla, le haremos que guste un doloroso castigo.

En alusión a esta aleya, el Líder afirmó que este impedimento no se refiere solo a evitar la entrada en La Meca, ya que es probable permitir la entrada, pero impedir el uso de los conceptos de Hach. Eso también es obstaculizar el camino de Dios y el acceso a la Mezquita Al-Haram, explicó al respecto.

El ayatolá Jamenei, al recordar la tragedia de la Mezquita Al- Haram y la catástrofe de Mina en 2015, describió este suceso como una gran tiranía y enfatizó la necesidad de dar un seguimiento continuo y serio a la reivindicación de los derechos de los afectados. Agregó que "esta demanda nunca debe olvidarse y los organismos gubernamentales pertinentes deben tratar este tema a través de varios canales, particularmente de los organismos internacionales, para que se forme un comité de búsqueda de la verdad y se reivindiquen los derechos; porque, en estas dos tragedias, la provisión de la seguridad de los peregrinos, que es responsabilidad del gobierno saudí, no se cumplió y hasta ahora no se ha pagado por la sangre de los asesinados", dijo.

De acuerdo con las cifras oficiales del país persa, más de 460 peregrinos iraníes murieron en la estampida del 24 de septiembre de 2015, durante los rituales religiosos del Hach.

El ayatolá Jamenei señaló que, actualmente, la necesidad más urgente del mundo musulmán es la unidad y la unanimidad, ya que, alertó, el enfoque de los enemigos es confrontar a los musulmanes, particularmente en el tema de la causa Palestina y los asuntos de Yemen. El Guía iraní recalcó: "Hoy, los estadounidenses se refieren a su política satánica sobre Palestina como el 'acuerdo del siglo'; sin embargo, deben saber que, gracias a Dios, este trato nunca se materializará y, al contrario de lo que espera EEUU, la causa Palestina nunca se olvidará y Al-Quds seguirá siendo la capital de Palestina y la primera quibla de los musulmanes".

El Líder de la Revolución Islámica hizo hincapié en que la nación palestina resistirá con el apoyo de las naciones musulmanas. Añadió: "De hecho, algunos gobiernos musulmanes que no creen en el Islam se han convertido en los títeres de los estadounidenses debido a la ignorancia, la necedad y las ganancias mundanas; sin embargo, con la ayuda divina, la comunidad musulmana y la nación palestina prevalecerán sobre sus enemigos y verán el día en que el falso régimen sionista será desarraigado de las tierras palestinas".

Al final de su alocución, el Líder de la Revolución islámica de Irán deseó salud a todos los peregrinos y expresó su esperanza de que Dios acepte este acto religioso.

 

Jul 24, 2018 15:42 UTC
Comentarios