ParsToday-En el nombre de Dios. La misericordia de Dios llene sus espíritus y la del profeta Mohamad (P). Estimados amigos les invitamos a que nos acompañen para que podamos aprovechar la luz del Corán, un libro divino, guía eterna, que junto a las palabras del gran profeta del Islam, nos ayuda a seguir por el mejor camino.

Comenzamos el programa escuchando las aleyas 106, 107 y 108 de la sura de Los puestos en fila:
 
إِنَّ هَذَا لَهُوَ الْبَلَاءُ الْمُبِينُ
 
Sí, ésta era la prueba manifiesta. (106:37)
 
وَفَدَيْنَاهُ بِذِبْحٍ عَظِيمٍ 
 
Le rescatamos mediante un espléndido sacrificio (107:37)
 
وَتَرَكْنَا عَلَيْهِ فِي الْآخِرِينَ
 
y perpetuamos su recuerdo en la posteridad.(108:37)
 
 
Como queda claro por las aleyas, esto era de hecho una prueba de manifiesto, y Dios el Omnisciente envió el arcángel con un carnero para Abraham para ser sacrificado, esta tradición se mantiene hasta el día de hoy entre los musulmanes, especialmente para los peregrinos en Mena que sacrifican ovejas. La siguiente aleya dice que el sacrificio previsto de Ismael fue rescatado por Dios Todopoderoso con otro.
El Gran Sacrificio, se refiere al ofrecido en el camino de Dios Todopoderoso para salvar el Islam y todos los valores humanitarios por el Imam Husein (P), nieto del mensajero más grande, el profeta Mahoma (P), quien era descendiente directo del Profeta Ismael. Esto es evidente por la siguiente aleya que dice: Ismael por la gracia de Dios fue bendecido con un buen nombre en su posteridad.
Sobre el Gran Sacrificio, las exegetas del Corán, y como se desprende de los hadices relacionados con los Imames infalibles, el cortejo del martirio en Karbala el 10 de Moharram 61 AH por el Imam Husein (P ), junto con sus hermanos, sobrinos, compañeros leales, y dos hijos -el joven Ali Akbar y el infante Ali Asghar- son pruebas de la fe firme en Dios de estas personalidades inmaculadas, como dignos sucesores de sus antepasados, Abraham, Ismael, quien había pasado la prueba divina.
De estas aleyas aprendemos que:
1.- Los fieles están siempre dispuestos a proporcionar una prueba práctica de su fe en Dios, y nunca dudan en llevar a cabo los mandamientos divinos.
2.- El sacrificio de ovejas en Eid al-Adha se encuentra entre las tradiciones del Profeta Abraham.
3.- Imam Husein y la tragedia desgarradora de Karbala evidencias manifiestas del gran sacrificio que rescató  los esfuerzos de Abraham e Ismael.
 
Ahora escucharán las aleyas 109, 110 y 111 de la sura de Los puestos en fila:
 
سَلَامٌ عَلَى إِبْرَاهِيمَ 
 
¡Paz sobre Abraham!(109:37) 
 
كَذَلِكَ نَجْزِي الْمُحْسِنِينَ
 
Así retribuimos a quienes hacen el bien.(110:37)
 
إِنَّهُ مِنْ عِبَادِنَا الْمُؤْمِنِينَ
 
Es uno de Nuestros siervos creyentes.(111:37)
 
 
A continuación de las aleyas anteriores que demostraban la bendición divina al profeta Abraham después de salir airoso en dicha prueba, en estas aleyas, Dios envía saludos a aquel Profeta. Después dicen: esta bendición no solo es para el profeta Abraham sino para cada persona que comparta su vida, sus intereses y sus bienes en el camino de Dios, ellas gozarán de una especial bendición divina.
Cada persona que sea creyente y realice todo lo que puede en el camino de Dios, al igual que el profeta  Abraham, gozará de la bendición del Omnipotente, y este asunto ha ocurrido reiteradas veces durante la historia.
De estas aleyas aprendemos que:
1.- Dios en el Corán ha saludado a sus profetas. Pero, en relación con el profeta del Islam (P) tanto Dios como sus ángeles han saludado a aquel profeta y al respecto, Dios ha solicitado a los creyentes que siempre le saluden.
2.- Cualquier bondad, conllevará el regalo divino en este y otro mundo.
3.- El sistema de castigo y regalo divino tiene reglamentos y leyes determinados y no es algo sin objetivo.
 
Ahora escucharán las aleyas 112 y 113 de la sura de Los puestos en fila:
وَبَشَّرْنَاهُ بِإِسْحَاقَ نَبِيًّا مِنَ الصَّالِحِينَ
 
Y le anunciamos el nacimiento de Isaac, profeta, de los justos.(112:37)
 
وَبَارَكْنَا عَلَيْهِ وَعَلَى إِسْحَاقَ وَمِنْ ذُرِّيَّتِهِمَا مُحْسِنٌ وَظَالِمٌ لِنَفْسِهِ مُبِينٌ
 
Les bendijimos, a él y a Isaac. Y entre sus descendientes unos hicieron el bien, pero otros fueron claramente injustos consigo mismos.(113:37)
 
 
El Corán en las aleyas anteriores mencionó a Ismael, hijo del profeta Abraham y en aquellas lo recordaban como un joven paciente y bueno. Pero, estas aleyas hablan sobre otro hijo del profeta  Abraham, es decir: Isaac.
 
Un profeta al igual que otros, ha pertenecido a los hombres justos de su tiempo; por eso, pudo gozar de una especial bendición divina. Dios le otorgó muchas dichas en su vida, en su generación, en su pensamiento y movimiento. Ya que la bendición divina significa la bondad eterna. Y una de las bondades eternas de Dios al profeta Isaac era que todos los profetas de la familia de Israel, eran de la generación de Isaac. Mientras tanto, el profeta del Islam era de la generación de Ismael.
Al final de estas aleyas leemos que no todos los hijos de la generación de Isaac fueron bondadosos sino que, un grupo fue tirano. Esta es una de las características del ser humano que a pesar de tener un padre puro y bueno, puede elegir opciones incorrectas y realizar actos malos.
De estas aleyas aprendemos que:
1.- Es posible que en la familia de los profetas también existan personas tiranas. Tener un vínculo familiar con los profetas divinos o personas justas y buenas, no significa la orientación verdadera. Es posible que el padre sea de los elegidos de Dios, pero su hijo puede escoger el camino incorrecto.
2.- El rezo del profeta Abraham sobre sus hijos y su familia, preparó el terreno para la recepción de la mayoría de las bendiciones divinas en Ismael, Isaac y sus próximas generaciones. Nosotros también tenemos que orar para orientar a nuestros hijos y nuestra generación siguiente.
 
 
 
 

 

Sep 10, 2018 06:43 UTC
Comentarios