ParsToday-En esta edición estudiamos los múltiples casos de la violación de los derechos humanos en el periodo del actual presidente de EEUU, Donald Trump.

Trump, debido a sus comportamientos inadecuados e ilógicos, siempre está en los titulares de las noticias del mundo. Sus políticas hostiles y su opinión extraña sobre economía han provocado que se registren múltiples casos de la violación de los derechos humanos e internacionales en lo que va de su mandato. El magnate republicano, desde que llegó a la Casa Blanca en enero de 2017, siempre ha expresado su disposición a abandonar los tratados y pactos internacionales firmados por su país, además, ha emitido decretos ejecutivos que violan las leyes constitucionales de EEUU, lo cual ha provocado duras críticas a nivel mundial.

 

Donald Trump, desde las primeras semanas de su presidencia, trató de acabar con la ley de seguridad general conocida como Obamacare; aunque sus esfuerzos fracasaron al no poder cancelar por completo esta ley, si bien alcanzó a ponerle límites. El mandatario estadounidense, en otra medida controversial, prohibió la entrada a EEUU de los ciudadanos de siete países musulmanes, una orden que violó flagrantemente la Declaración Universal de Derechos Humanos y el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. Conforme a la Constitución de EEUU, toda orden o ley que amenace los derechos de los grupos raciales, étnicos, por color o lengua, se considera una forma de violación de las leyes constitucionales de dicho país.

La organización pro derechos humanos Amnistía Internacional ha tachado de “horrible” la decisión de Trump de prohibir la entrada de ciudadanos de países de mayoría musulmana a EEUU. Después de esta prohibición, dicha organización anunció que, a lo largo de su mandato, Trump había perdido su tiempo, pronunciando discursos discriminatorios contra los derechos humanos. Añadió que líderes como Trump debilitan los derechos humanos de millones de personas.

 

Existe una larga lista de la salida de EEUU de acuerdos internacionales. Uno de estos es el Acuerdo sobre el cambio climático, conocido como el Acuerdo de París, al que EEUU ya no pertenece por decisión de Trump. El Acuerdo de París busca la reducción del efecto de los gases invernaderos. Los representantes de 195 países de la ONU en la conferencia sobre el cambio climático del año 2015 celebrada en París discutieron un texto al respecto y luego lo aprobaron el 12 de diciembre con mayoría absoluta de los votos.

 

Según el Acuerdo de París, EEUU se había comprometido a que hasta el año 2025 redujera la emisión de gases con efecto invernadero y dedicara 3 mil millones de dólares como ayuda a los países con menores posibilidades de enfrentarse al cambio climático. Sin embargo, con la medida de Trump de dejar este acuerdo, EEUU, que se considera el segundo responsable del aumento del calentamiento de la tierra y del cambio climático, no aceptó sus culpas al respecto.

 

Otro pacto que EEUU abandonó por orden de Trump es el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP, por sus siglas en inglés). Los expertos expresaron su pesar por esta medida del presidente norteamericano y anunciaron que esta decisión ilógica provocaría que se profundice el alejamiento entre Washington y sus aliados y rivales asiáticos, toda vez que EEUU y otros 11 países habían negociado durante más de 7 años este acuerdo. Un acuerdo que abarca a una población de casi 800 millones de personas e influye de forma directa en el 40 % de todas las relaciones económicas del mundo. Trump, para justificar su medida, dijo que desde ahora su gobierno en lugar de pactos masivos, se esforzaría por alcanzar acuerdos comerciales bilaterales, ya que estos permiten a EEUU romper el pacto en tiempo récord, unos 30 días, por ejemplo, en caso de que la contraparte realice un comportamiento inadecuado.

 

Otra de las medidas inadecuadas e ilógicas de Trump ha sido su salida de las agencias especializadas de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). De modo que EEUU por segunda vez abandonó la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco). Ronald Reagan, presidente de EEUU en la década de 1980, abandonó dicha organización, tras criticar las medidas de la Unesco en relación con la antigua Unión Soviética, pero EEUU, en el periodo de la presidencia de Bush hijo, retornó a esta organización. Y esta vez, Donald Trump, so pretexto de que la Unesco apoya al régimen sionista, otra vez abandonó esta agencia internacional. EEUU ha sido uno de los fundadores principales de la Unesco, una de las organizaciones especializadas dependientes de la ONU que se creó en el año 1945 con el objetivo de ayudar al establecimiento de la paz y seguridad en el mundo a través de la colaboración internacional en los terrenos educativos, científicos y culturales para el aumento de respeto a la justicia y los derechos humanos en base a la Carta Magna de la ONU.

 

En otra medida, el presidente de EEUU anunció que su país abandona el acuerdo mundial de la ONU para la mejora de la situación de los emigrantes y refugiados. Este acuerdo que en realidad se denomina la Declaración de Nueva York para los Refugiados y los Migrantes, los países firmantes tienen que respetar los derechos de los refugiados y garantizar su acceso al estudio y trabajo. Trump considera que este acuerdo contradice las políticas de emigración de EEUU y no abastece los intereses del país norteamericano.

 

Otro pacto que Trump se esfuerza por abandonarlo, es el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) o Nafta por sus siglas en inglés; un bloque regional que se creó en el año 1994. Esta organización económica tiene tres miembros: EEUU, Canadá y México. El acuerdo TLCAN tiene entre sus objetivos destruir gradualmente todas las limitaciones en el comercio y la inversión entre estos tres países durante 15 años. Con la anulación de este acuerdo por orden de Trump y el establecimiento de tarifas aduaneras a los productos norteamericanos, la mayoría de ganaderos y trabajadores de restaurantes, talleres y fabricas perderán su trabajo. Según los expertos, la salida de Washington de este pacto, afectará sobre todo a la economía de EEUU donde provocará un desempleo de al menos 14 millones de personas. Además de estas medidas, Trump ha seguido cancelando tratados internacionales. Otro caso fue el acuerdo nuclear con Irán, el JCPOA (acrónimo en inglés de Plan Integral de Acción Conjunta, nombre oficial del acuerdo nuclear, y la imposición de sanciones.

El 14 de julio del 2015, en Viena, capital de Austria, Irán firmó con el Grupo 5+1 (China, Francia, Rusia, Reino Unido, EEUU y Alemania) un acuerdo completo sobre el programa nuclear de Irán.

 

El presidente de EEUU, Donald Trump, sacó oficialmente a su país del acuerdo nuclear, alcanzado después de muchas conversaciones entre Irán y seis potencias mundiales. Además, Trump ordenó el restablecimiento de las sanciones contra Irán que se habían suspendido en base al JCPOA. A juicio de Trump, el acuerdo nuclear con Irán no podía aclarar completamente el supuesto programa nuclear de Teherán. Esto, mientras que la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) reiteradas veces ha confirmado el compromiso de Irán con el JCPOA.

 

Trump, en un proceso rápido, se esfuerza por abandonar las convenciones internacionales para poder violar libremente todo lo que es al contrario a los intereses nacionales de su país. Esta medida ha provocado que la mayoría de los expertos lo considere un violador de los derechos humanos e internacionales.

 

Durante los 20 meses que está en la Presidencia Donald Trump, se han escrito muchos artículos sobre la personalidad y comportamiento del presidente de EEUU. Pero, lo que podemos destacar es que, durante este tiempo, Trump ha ignorado muchos pactos y tratados internacionales y, con sus posturas ante la mayoría de las entidades internacionales, se esfuerza por debilitarlas. Este método de la Administración de Trump no se limita al escenario extranjero; sino que ha tomado extrañas medidas incluso en la Casa Blanca también, donde ha provocado desordenes.

 

John Kerry es un famoso crítico de Trump. El ex secretario del Estado norteamericano, en un dialogo con el programa GPS de la cadena televisiva CNN, anunció que Trump, al abandonar el tratado JCPOA, demostró la veracidad de la opinión de los iraníes, de que no se puede confiar en Trump. Kerry, aludiendo a las palabras de Trump que consideró el JCPOA como el peor acuerdo de la historia, indicó que decir esta frase no hace que el acuerdo se convierta en el peor acuerdo nuclear. En realidad, este acuerdo es el más claro acuerdo al respecto en todo el mundo, dijo el ex jefe de la Diplomacia de EEUU. De igual opinión, el expresidente de EEUU Barack Obama, después de 20 meses de silencio, en los dos últimos meses que anteceden a la celebración de las elecciones de medio término del Congreso, que están programadas para noviembre, se presentó en varios mítines para hacer campaña por su formación política, el Partido Demócrata. En un discurso en la universidad de Illinois, criticó duramente a la Administración en la Casa Blanca, solicitó el regreso de la honestidad, la Ley y orden. Además, en tono preocupado, Obama dijo que la situación de EEUU bajo la presidencia de Trump no es normal.

 

 

Tags

Oct 27, 2018 07:52 UTC
Comentarios