Ene 22, 2020 07:04 UTC
  • Parlamento boliviano acepta dimisión de Evo Morales

ParsToday - Tras dos meses de la dimisión forzada de Morales y Linera a la presidencia y vicepresidencia por un golpe en Bolivia, la Asamblea Nacional aceptó su decisión.

El Movimiento al Socialismo (MAS), partido liderado por el presidente depuesto Evo Morales que cuenta con la mayoría en la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) de Bolivia, admitió el martes entre gritos y protestas las dimisiones del líder indígena y su vicepresidente, Álvaro García Linera, tras una reunión de bancada.

Sin embargo, un grupo de correligionarios se oponía a admitir la renuncia de Morales argumentando que él fue víctima de un golpe de Estado en su contra.

La medida se da dos días después de que Morales anunciara los dos candidatos finales del MAS y sus aliados para las elecciones del próximo 3 de mayo: Luis Arce y David Choquehuanca para luchar por la presidencia y la vicepresidencia, respectivamente.

El gobierno de facto de Bolivia, presidido por la legisladora Jeanine Áñez, advirtió el martes que Arce, exministro de Economía, debe presentarse a responder a la Justicia aduciendo que según está establecido en la Carta Magna del país, todos los bolivianos que tienen cuentas pendientes con la justicia deben responder y no ampararse en cuestiones políticas.

Dicha persecución judicial provocó la reacción del presidente de la Cámara de Diputados y legislador del MAS, Sergio Choque, quien aseguró que se pretende amedrentar a los candidatos del MAS con esta advertencia.

Esto mientras Arce, que ya se encuentra en México en condición de asilado político, denunció el lunes en una rueda de prensa en Buenos Aires, capital Argentina, donde radica Morales en calidad de refugiado, la falta de garantías necesarias para hacer campaña.

“Faltan garantías para hacer campaña. Ahora mismo, desde el golpe de Estado, sufrimos persecución y hostigamiento, exigimos que se cumplan la Constitución y las leyes aún vigentes porque tenemos derecho a expresarnos”, aseveró.

Bolivia celebrará comicios generales, tras quedar anulados los del pasado 20 de octubre, en los que Morales obtuvo su cuarto mandato consecutivo, pero se vio forzado a renunciar el 10 noviembre a su cargo, para preservar la paz en el país debido a la arremetida golpista y violenta de la oposición y desde Argentina dirige la campaña del MAS.

Tras la salida de Morales del país, la senadora Jeanine Áñez se autoproclamó presidenta, imponiendo un gobierno de facto en Bolivia, cercano a Estados Unidos y donde continúan las denuncias de persecución a los simpatizantes del depuesto mandatario.

N/FE/C

 

Tags

Comentarios