Abr 06, 2020 03:14 UTC
  • Rousseff: Bolsonaro es incapaz ante crisis por COVID-19 en Brasil

La expresidenta Dilma Rousseff cargó contra el mandatario Jair Bolsonaro y lo catalogó de “incapaz” de hacer frente a la crisis del COVID-19 en Brasil.

La exmandataria brasileña, en una entrevista con el portal de noticias local UOL, criticó enérgicamente a Bolsonaro, quien desde la aparición del coronavirus en su país ha restado importancia a la gravedad de la epidemia, tildándola de “gripecita” o comparándola con las muertes que generan los accidentes de tránsito.
 
Esto, mientras un reporte de la agencia francesa AFP, con base en información de los Gobiernos de la región y de la Organización Mundial de la Salud (OMS,) coloca a Brasil, con 10 278 enfermos declarados, como el país de América Latina con la mayor cantidad de muertos, 432.
 
En la entrevista, recogida el domingo por los medios, Rousseff asegura que el mandatario ultraderechista “pretende atribuir a los gobernadores tanto las muertes por hambre, que es un escándalo. Es su responsabilidad y resulta incapaz de actuar de forma concertada (de mutuo acuerdo) ante la pandemia”.
 
Por otro lado, la exgobernante, quien enfrentó un golpe parlamentario judicial que la apartó del poder en 2016, elogió la gestión del ministro de Salud, Luiz Henrique Mandetta, y comentó que va en buen camino en la lucha contra la pandemia.
 
En este sentido, Rousseff consideró efectivo el aislamiento social, propuesto por Mandetta para evitar la propagación del COVID-19, y calificó de insuficientes las medidas económicas anunciadas por el Gobierno.
 
La exgobernante siempre ha criticado la política neoliberal de Bolsonaro y lo ha acusado de revertir los logros alcanzados durante el gobierno del Partido de los Trabajadores (PT), tanto durante el mandato de Luis Ignacio Lula da Silva como el de ella misma.
 
Sobre un posible juicio político a Bolsonaro, la exjefa de Estado comentó que “hay que ver si el ataque a la salud pública. El irrespeto a la vida es causa de destitución. Si es así, debe enfrentar un impeachment (proceso de destitución)”, apuntó.
 
Al respecto, Rousseff consideró lamentable la conducta de Bolsonaro de oponerse al confinamiento, e indicó que muchas personas lo tildan de loco e irresponsable, “pero hay un método, hay una disputa política”.
 
Para Rousseff, el exmilitar debe asociarse con los gobernadores y no solo “intentar de manera cruda y burda transferir responsabilidades a los gobernadores”, recalcó.
 
De hecho, a mediados de marzo, el diputado federal de Brasil Alexandre Frota abogó por abrir un juicio político contra el presidente Bolsonaro por quebrantar el orden democrático, al realizar actos públicos en una evidente violación de “prevenir la introducción o propagación de enfermedades contagiosas”, según el artículo 268 del Código de Procedimiento Penal.
 
Asimismo, la semana pasada, la cúpula de las Fuerzas Armadas anunció que analiza distintos escenarios para reemplazar a Bolsonaro y, el viernes, un grupo de juristas presentó una denuncia ante la Corte Penal Internacional (CPI) contra el presidente de Brasil por su gestión ante la propagación del nuevo coronavirus.

N/FSH/C

Tags

Comentarios