Mar 16, 2020 09:36 UTC
  • ‘Cuerpo de Guardianes de Irán está con el pueblo contra COVID-19’

Un alto militar persa destaca que el Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán acompaña al pueblo en la lucha contra el coronavirus.

A través de una vídeoconferencia, debido al peligro del coronavirus, en una ceremonia para instalar un centro de salud en la provincia nororiental de Golestan, el contraalmirante Ali Fadavi aseguró que “el CGRI está al lado de la gente con todo su poder”.
 
Puso de relieve que esta fuerza militar, como en el pasado, ha entrado en acción para eliminar completamente las preocupaciones del pueblo y contener el coronavirus.  
 
Garantizó asimismo el despliegue de los máximos esfuerzos del CGRI para poner fin a la crisis que ha generado el COVID-19, basándose en las instrucciones del comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, el ayatolá Seyed Ali Jamenei.
 
El Líder de la Revolución Islámica de Irán, que desde un principio ha llamado a la población a impedir la propagación del virus, ordenó el jueves la formación de un “comando de salud y tratamiento”, cuyo trabajo consistiría en crear centros médicos, como hospitales de campaña y hospicios, para albergar y curar a los afectados por el COVID-19.
 
Además, en conformidad con la solicitud del ayatolá Jamenei, el domingo las Fuerzas Armadas de Irán se movilizaron en un “ejercicio de defensa biológica” ante la hipótesis de que el brote de coronavirus sea “un ataque biológico”. Esta maniobra tiene como objetivo organizar los servicios necesarios para contener el brote del nuevo coronavirus, conocido como COVID-19, que incluye el establecimiento de 300 centros médicos en las zonas con más presencia de contagios.
 
Desde los primeros días del brote del nuevo coronavirus en el país persa, las Fuerzas Armadas iraníes se han involucrado en tareas efectivas para frenar la expansión del patógeno letal. En esta vía, el Ejército realiza labores de desinfección de calles y lugares públicos, ha establecido talleres en diferentes provincias del país para producir mascarillas y otros productos de higiene. 
 
El miércoles, el portavoz del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), el general de brigada Ramezan Sharif, informó que más de 100 000 miembros de esta unidad élite de las Fuerzas Armadas están trabajando ya en las labores para hacer frente con el COVID-19.
 
Irán, pese a las sanciones ilegales que EE.UU. ha impuesto en su contra, incluso a su industria farmacéutica, ha implementado varias contramedidas para contener la rápida propagación de la epidemia. La Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que el país persa está bien preparado para controlar el brote del mal, que se va propagando rápidamente en el mundo.

N/FSH/C

Tags

Comentarios