Sep 23, 2020 03:20 UTC
  • Rohani: Ya es hora de que la comunidad internacional diga basta a la coerción y al acoso de EEUU

Irán advierte que EE.UU. no puede imponerle la renegociación del acuerdo nuclear ni amenazarlo con una guerra, ya que su era de dominación y hegemonía toca a su fin.

El presidente de Irán, Hasan Rohani, en su discurso virtual del martes ante la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU), tras señalar que “el mundo enfrenta tiempos difíciles por la pandemia” del nuevo coronavirus, causante de la COVID-19, ha denunciado que el pueblo iraní, además de a la pandemia, ha tenido que hacer frente a las “crueles sanciones” de EE.UU.

La COVID-19 es ahora un “dolor común” de toda la humanidad, ha dicho, y este desafío nos recuerda una vez más que es imposible resolver los problemas globales sin la cooperación internacional.

Rohani ha lamentado, asimismo, que el pueblo iraní, en lugar de disfrutar del apoyo y de la cooperación internacionales en esta situación, “está lidiando con las sanciones más duras de la historia, que, además, violan de forma flagrante la Carta de las Naciones Unidas, los acuerdos internacionales y la Resolución 2231 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas [CSNU]”.

EE.UU. trata de ahogar al pueblo iraní con sus crueles sanciones, ha dicho Rohani, y compara esta situación con la del policía blanco estadounidense que mató por asfixia al afrodescendiente George Floyd en mayo.

“[Las autoridades de EE.UU.] hablan de derechos humanos, pero, con su campaña de ‘máxima presión’, apuntan al sustento, la salud e incluso al derecho a la vida de todos los iraníes”, ha anotado Rohani.

Los estadounidenses y sus aliados títeres, añade el presidente iraní, están directamente involucrados en todas las crisis bélicas, agresiones, etc., en Palestina, Afganistán, Yemen, Siria, Irak, El Líbano, Libia, Sudán y Somalia, pero responsabilizan a Irán de las derrotas que han sufrido por ir en contra de la voluntad de la gente de la región.

 “[Desde la Casa Blanca] se nos acusa falsamente de intentar producir armas nucleares y nos sancionan con el pretexto de la no proliferación [de armas de destrucción masiva], pero solo EE.UU. ha cometido el crimen de usar armas nucleares en toda la historia de la humanidad, y el régimen [Israel], el único que posee armas nucleares en la región de Asia Occidental, es un títere de Washington en la región”, advierte el dirigente persa.

Washington, al vender miles de millones de dólares en armamento a los países de la región de Asia Occidental, viola y pisotea todas las leyes y deja de lado el consenso global, pero, según Rohani, todos sus esfuerzos para privar a Irán de sus medios primordiales de defensa y extender los embargos de armas a Teherán en contra de lo estipulado en la Resolución 2231del CSNU son inútiles.

Dicho esto, ha insistido en que EE.UU. no se encuentra en posición de imponer a los iraníes una renegociación del acuerdo nuclear ni menos aun de amenazarlos con la guerra como forma de coacción

Es más, según Rohani, ya es hora de que la comunidad internacional diga basta a la coerción y al acoso de Washington, pues “La época de dominación y hegemonía de EE.UU. ha tocado a su fin”.

La nación iraní ha pagado un alto precio por buscar la libertad

“Durante décadas, la valiente nación iraní ha pagado un alto precio por su búsqueda de la libertad y por liberarse de la dominación. La nación iraní no solo ha resistido ante las presiones, sino que ha florecido y avanzado, mientras seguía desempeñando un papel histórico como impulsora de la paz, la estabilidad, el diálogo, la tolerancia y la lucha contra la ocupación y el extremismo”, De hecho, la República Islámica ha desempeñado un papel clave en todos los procesos de paz en el mundo, aduce Rohani.

“Apoyamos al pueblo de Afganistán contra los ocupantes soviéticos, los extremistas, los terroristas de Al-Qaeda y los ocupantes estadounidenses. Y desempañamos un papel fundamental en todos los procesos de paz y reconciliación, ya sea en la Conferencia de Bon de 2001 o en iniciativas regionales”, ha señalado.

También ha recordado los esfuerzos de Irán por impulsar la paz en el Golfo Pérsico. “A mediados de la década de los ochenta, pedimos un acuerdo para lograr la seguridad colectiva en el Golfo Pérsico, incluso cuando todas las potencias mundiales y regionales respaldaban la ‘guerra de los petroleros’ librada por Sadam Husein [entonces dictador iraquí]”.

Rohani ha destacado que su Administración propuso también en 2013 una iniciativa llamada ‘el mundo contra la violencia y el extremismo’ (WAVE, por sus siglas en inglés), que fue aprobada por las Naciones Unidas. En 2018, el país persa presentó un pacto de no agresión en el Golfo Pérsico y un año después abogó por crear una ‘coalición de paz’ en el estrecho de Ormuz con el objetivo de garantizar la seguridad de todos los países ribereños del Golfo Pérsico.

Durante la invasión de Kuwait por el Irak de Sadam Husein, ha proseguido, Irán fue el primer país en ayudar a ese vecino del Golfo Pérsico.

“En Irak, respaldamos al pueblo iraquí, sin importar —su religión o etnia— ante la agresión de Sadam, la ocupación estadounidense y la barbarie de Daesh, y desde el año 2003, hemos apoyado los logros democráticos de la nación iraquí y colaborado con el Gobierno del país árabe”, precisa.

“Estuvimos junto al pueblo de Siria contra decenas de grupos terroristas takfiríes, separatistas y combatientes extranjeros. En 2013, presentamos nuestro plan de paz de cuatro puntos, basado en la autodeterminación del pueblo sirio, cuando otros países buscaban una solución militar para el conflicto sirio. En 2016, intervinimos en el proceso de Astaná, en asociación con Rusia y Turquía, con el objetivo de lograr la paz y la estabilidad política en Siria”.

El mandatario persa ha destacado también que Irán ha resistido junto al pueblo libanés a la invasión israelí, los belicistas nacionales y los conspiradores extranjeros.

Irán nunca ha negociado los derechos del pueblo palestino

En cuanto a Palestina, Rohani ha dicho que la República Islámica “nunca ha consentido la ocupación israelí de los territorios palestinos, el genocidio, el desplazamiento forzado y el racismo contra el pueblo palestino”, ni ha negociado el estatus de la sagrada ciudad de Al-Quds (Jerusalén) o los derechos del pueblo palestino. Y en esta vía, explica Rohani, Teherán presentó en 2012 una propuesta para realizar un referéndum en Palestina a fin de hallar una solución interna a la causa palestina.

En cuanto a Yemen, ha dicho que la República Islámica ha exigido que los agresores saudíes sean llevados ante la justicia y, en 2015, al inicio del conflicto, presentó un plan de paz de cuatro puntos.

Rohani se ha referido también al asesinado del teniente general Qasem Soleimani, comandante de la Fuerza Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, al que califica de héroe en la lucha contra el terrorismo. El alto estratega iraní cayó mártir en enero, en un ataque selectivo de EE.UU. en Irak.

N/FE/C

Tags

Comentarios