Sep 23, 2019 03:36 UTC
  • Hezbolá: Monarquía saudí se ha vuelto vieja y se acerca a su fin

El líder de Hezbolá de El Líbano dijo que el régimen saudí se ha vuelto muy viejo y está pasando las últimas etapas de su existencia.

“El régimen de Al Saud se hace viejo y, por unas razones como las acciones crueles de Riad durante los últimos cien años, la intensificación de la corrupción, la opresión del pueblo y el monopolio de la familia gobernante, podría enfrentarse a la decadencia”, dijo el líder del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá), Seyed Hasan Nasralá, en una entrevista al portal de información del Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, publicada este domingo.
 
Añadió que el desempeño de los gobernantes saudíes podría jugar un papel importante en la aceleración de la caída de su monarquía.
 
El líder de Hezbolá precisó que declarar la guerra a Yemen por parte del príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman, en 2015 y la interferencia de Riad en los asuntos internos de otros países afectaría el futuro de Arabia Saudí.
 
Por primera vez, según Nasralá, los ciudadanos de varios países árabes cantan consignas como “muerte al régimen saudí” y condenan las políticas intervencionistas de Riad en la región.
 
La postura de Arabia Saudí sobre la cuestión palestina y el llamado “acuerdo del siglo” ha socavado la autoproclamada independencia de los gobernantes saudíes, recordó Nasralá.
 
En este sentido, varios informes han indicado que Arabia Saudí y sus aliados presionan a las autoridades palestinas para que acepten el llamado “acuerdo del siglo” que está preparando Estados Unidos a través de ofrecer 10 000 millones de dólares en sobornos al presidente palestino, Mahmud Abás.
 
Desde un principio, las autoridades palestinas han denunciado la iniciativa, tachándola de “bofetada del siglo” y de una intriga israelí-estadounidense para destruir el proyecto nacional palestino.
 
En otra parte de la entrevista, Nasralá destacó el papel de los servicios de inteligencia de Arabia Saudí en equipar a los terroristas en Irak. “La mayoría de los terroristas suicidas eran saudíes y la mayoría de los coches bomba fueron enviados por la inteligencia saudí”, ha agregado.
 
Nasralá reiteró que los miembros del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) cometieron crímenes en Irak con la ayuda de EE.UU. y algunos países regionales, lideradas por Arabia Saudí.
 
El Ejército de Irak, apoyado por las Unidades de Movilización Popular de Irak (Al-Hashd Al-Shabi, en árabe), eliminó oficialmente la presencia de Daesh en su territorio en noviembre de 2017.
 
Amnistía Internacional (AI) denunció en septiembre pasado que Arabia Saudí había suministrado a los terroristas de Daesh armas sofisticadas procedentes de Eslovaquia.
 
La cadena catarí de televisión Al Jazeera reveló en 2017 que el régimen saudí había comprado enormes cantidades de armas en el este de Europa, que habían sido trasladadas a zonas controladas por los terroristas en Siria e Irak a través de vuelos diplomáticos de la aerolínea estatal azerbaiyana.

N/FSH/C

 

Tags

Comentarios