Nov 24, 2020 08:31 UTC
  • Ataque simultáneo a Aramco y visita de Pompeo a Arabia Saudí

ParsTody - La unidad de misiles del Ejército yemení, apoyado por los comités populares atacó el lunes las instalaciones de la compañía petrolera estatal Aramco de Arabia Saudí.

No es la primera vez que las instalaciones petroleras de Aramco han sido blanco de los ataques con misiles disparados por el Ejército y movimiento popular yemení de Ansarolá. En septiembre de 2019, las instalaciones de Aramco en Baqiq y Jaris fueron objeto de ataques yemeníes, causando fuertes pérdidas económicas al reino saudí.

Los ataques de ayer a la estación de distribución de petróleo de Aramco en la ciudad de Yida tuvieron varias características importantes.

La primera característica fue que los ataques tuvieron lugar simultáneamente con la visita del secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, al país árabe. Aunque el premier israelí, Benjamín Netanyahu, guardó silencio sobre su visita a Arabia Saudí, sin embargo la mayoría de fuentes noticieras también confirmaron la visita del titular israelí. En otras palabras, el ataque misilístico contra Aramco coincidió con la visita de Netanyahu al país saudí. Por lo tanto, el ataque fue un acto de fuerza y una advertencia a Riad y Tel Aviv en la región de Asia Occidental.

La segunda característica fue el tipo de misil utilizado en el ataque. El portavoz del Ejército de Yemen, el teniente general Yahya Sari, informó de un ataque con un misil Quds 2, de producción nacional. Sari enfatizó que el misil Quds 2 es una nueva generación de misiles alados producidos por la Unidad de misiles de Yemen que fue lanzado después de las operaciones exitosas no anunciadas en las profundidades de Arabia Saudí. Entonces en el ataque a las instalaciones de Aramco en Yida, fue inaugurado un nuevo misil yemení.

El tercer indicador es que la distancia entre las fronteras de Jida y Yemen es de más de 650 kilómetros. El cielo saudí está protegido por el avanzado sistema antimisil estadounidense Patriot. En otras palabras, el misil Quds 2 tiene tecnología avanzada que reduce la posibilidad de su interceptación y destrucción. Así, el ataque con misiles a la instalación de Aramco se califica como un logro importante para el Ejército yemení y los comités populares tanto como una advertencia para Riad, ya que reveló que tiene potencial para más ataques por parte de los yemeníes.

El cuarto indicador del ataque de ayer a las instalaciones de Aramco se realizó solo dos días después de la liberación de la base Mass en Marib. De hecho, el asalto fue el segundo golpe fuerte del Ejército yemení y los comités populares a la coalición saudí en tan solo dos días. Al mismo tiempo, el ataque simultáneo con la liberación de la base estratégica Moss demostró que el Ejército yemení y los comités populares tienen potencial para ataques multilaterales simultáneos, y eso es un avance importante para los yemeníes.

El quinto indicador era la dimensión defensiva del ataque. Los ataques de ayer contra las instalaciones de Aramco se llevaron a cabo en respuesta a las continuas agresiones de la coalición saudí contra Yemen, así como a sus continuas acciones inhumanas, incluida la confiscación de los petroleros y barcos que transportan combustible de embarque en los puertos del Gobierno de Salvación Nacional de Yemen. El 11 de noviembre de 2020, el movimiento popular yemení Ansarolá amenazó a Arabia Saudí con ataques generalizados en los próximos días en respuesta al cierre continuo de aeropuertos y puertos de este país.

El punto final es que la liberación de la base Mass y el ataque con cohetes a las instalaciones de Aramco en Yida demostraron una vez más que está mejorando el poder disuasorio del Ejército y los comités populares, y esto nuevamente cambia el equilibrio de poder en el campo de batalla.

 

C/FSH/RH

Tags