Ago 03, 2016 16:33 UTC
  • Francia cierra mezquita y expulsa a imames extrajeros

Bajo el pretexto de la lucha contra el extremismo, el gobierno galo aumenta la supervisión y limitaciones en los lugares del culto musulmán mientras los líderes religiosos piden a Hollande más seguridad en los lugares de culto.

 

El ministro francés de Interior, Bernard Cazeneuve, afirmó lunes que se van a seguir cerrando mezquitas y centros de rezo musulmanes, como ya se ha hecho con una veintena donde se profieren discursos radicales y, cuando sus imames sean extranjeros, serán expulsados de Francia.

La medida tiene como propósito formar a los imames franceses quienes "enseñen un islam compatible con los valores de la República,

"No hay lugar en Francia (...) para los que provocan al odio", ha subrayado Cazeneuve a la prensa al término de un encuentro con los responsables del Consejo Francés del Culto Musulmán (CFCM) en el marco de la lucha contra el yihadismo tras los últimos atentados perpetrados en Francia.

En esta misma línea ya 20 mezquitas han sido cerradas y se han dictado 80 órdenes de expulsión contra imames extranjeros por sus discursos radicales.

 

Comentarios