Ene 25, 2019 10:26 UTC
  • Hamedan, capital de la civilización de Irán 11

ParsToday-En el programa de hoy, les presentaremos algunas otras atracciones turísticas de Hamedan.

Hamedan fue seleccionada por la Conferencia de Diálogo de la Cooperación Asiática (ACD) como la capital del turismo asiático en 2018 debido a su valioso patrimonio cultural e histórico. Merece presentar algunas de las atracciones históricas y turísticas más importantes de esta ciudad a quienes estén interesados en conocerlas.

Uno de los lugares más espectaculares e históricos de Hamedan es la antigua colina de Hegmatane. Un valioso tesoro de los monumentos arqueológicos ubicado en la parte norteña de la antigua zona de Hamedan y que atrae a muchos turistas de Irán y otros países del mundo.

Caminar en esta antigua colina recuerda a la historia gloriosa de Irán hace miles de años. Es apropiado saber que el nombre Hegmataneh significa el lugar de reunión y se ha registrado en fuentes arqueológicas como Hegmatane, Ekbatan, Amadan y Hamedan. Este enorme y magnífico complejo se registró  en el año 1932 en la lista de monumentos nacionales de Irán.

 

La antigua colina Hegmatane, que abarca a una ciudad subterránea, tiene una antigüedad más de 3000 años y con una superficie de aproximadamente 30 hectáreas, es la colina arqueológica más ancha de Irán (considerando las partes que forman parte de esta colina, donde actualmente se han construido edificios residenciales, su superficie alcanza más de 40 hectáreas).

Basado en referencias históricas y percepciones arqueológicas y académicas, este lugar antiguo contiene obras de varios períodos históricos, en particular, los Aqueménida, los Medos y los Partos. Teniendo en cuenta las obras remanentes del antiguo Irán, parece que la ciudad de Hegmatane fue fundada por el pueblo ario de los Medas en el siglo XVII aC y fue utilizada como la capital de los primeros emperadores y reyes iraníes.

Esta antigua ciudad ha sido la primera capital de Irán, y junto con Atenas en Grecia y Roma en Italia, es una de las pocas ciudades antiguas en el mundo que permanece viva e importante. Herodoto construyó la ciudad, y Diaco, el primer rey de los Medos, dijo que tenía siete paredes, cada una de color de uno de los planetas.

Según Herodoto, Diaco eligió a Hegmatane a finales del siglo VIII aC como la capital de los Medos. Herodoto describe el complejo real que consta de palacio, tesorería y residencia militar construida sobre una colina, y dice que el complejo se construyó con siete paredes concéntricas, cada una de las cuales era más alta que la pared exterior.

Durante los últimos 100 años, la colina de Hegmatane ha sido excavada en varias ocasiones por arqueólogos nacionales y extranjeros.

La excavación científica de esta colina se remonta a 1913, cuando una delegación francesa por parte del Museo del Louvre de París, dirigida por Charles Fossi, realizó excavaciones en la colina Hegmatane pero los resultados de estas excavaciones nunca se publicaron. Durante las 10 temporadas de excavación llevadas a cabo de 1984 a 2000, que exploraron cerca de 14 000 metros cuadrados de esta colina, se reveló uno de los períodos más antiguos de la civilización humana.

También había un muro largo a una altura de 9 metros y dos torres grandes y pequeñas en su interior. En las excavaciones científicas realizadas durante estos años bajo la dirección del Dr. Mohamad Rahim Sarraf, se identificó una gran ciudad dentro de la colina Hegmatane.

La estructura principal de la ciudad antigua consiste en ladrillos. Durante las excavaciones, se descubrieron obras valiosas y únicas, algunas de ellas adornan los famosos museos como el Museo de Berlín en Alemania, el Louvre de París, el Museo Metropolitano de Arte en Nueva York, el Museo del Irán antiguo y una colección de hallazgos arqueológicos se conserva en el Museo de Hegmatane.

 

El Museo Hegmatane fue construido hace 7 décadas. El museo alberga un edificio de 600 metros cuadrados con una sala principal, un pasillo público y dos corredores, y con la presentación y exhibición de diversos objetos culturales e históricos en el centro de la antigua arena, está al servicio de los turistas y los visitantes. El Museo Hegmataneh se puede dividir en dos partes histórica e islámica de acuerdo con varios tipos de objetos antiguos. Las piezas de ambas partes son resultados de las excavaciones realizadas en los últimos años sobre la colina y el interior de los talleres de Hegmatane, mientras que algunos se agregaron al museo mediante la compra, la donación o la incautación. La mayoría de las obras y objetos del museo están hechos de piedra y barro. En esta colección se muestran las obras de piedra, arcilla, hueso y metal desde los periodos antes y después del Islam.

En el pasillo a la derecha del museo, se guardan los objetos descubiertos en Hegmatane. Entre las obras más destacadas se puede mencionar la base de las columnas que pertenecen a los palacios aqueménidas, incluidos los pilares de la era de Artajerjes II  con texto cuneiforme, dos sellos de estampilla hechos de vidrio piedra pertenecientes a la era preislámica  y la cabeza de toro de la cerámica de la época aqueménida. El objeto más antiguo de este museo es una pequeña vasija de barro perteneciente al 5.º milenio antes de Cristo, que ha sido muy valiosa desde el aspecto artístico y se descubrió en Hamedan.

Las atracciones  turísticas de Hegmatane no se limitan a la colina. El complejo de Hegmatane consta de dos iglesias hermosas, una escuela armenia, una casa de sacerdotes, un baño armenio y un cementerio perteneciente a los cristianos armenios de Hamedan, quienes desde 1605 emigraron a Hamedan y se dedicaron a la construcción de edificios culturales.

La Iglesia armenia de Gregory Stefan (Stepan) pertenece a la rama protestante se construyó en 1676 durante la época del Shah Suleiman Safavi en la parte antigua de Hegmatane de Hamedan. La otra iglesia, llamada Santa María, pertenece a la religión ortodoxa y se construyó en el período Cayar. El edificio de la iglesia de Santa María es de ladrillo y su arco y sus cúpulas están construidos según el estilo de la bóveda romana.


Las iglesias existentes figuran entre los ejemplos más destacados del pasado histórico y religioso de la ciudad de Hamedan y se consideran como monumentos únicos de las minorías religiosas en esta provincia. Estos valiosos edificios indican la presencia de minorías religiosas y se consideran como los monumentos históricos de la provincia.

 

Después de más de 255 años de resistencia ante los desastres naturales, la Iglesia de San Gregorio fue finalmente destruida por sus daños, y se reconstruyó una iglesia mucho más grande y más magnífica en el sitio de la primera iglesia.

La entrada de la iglesia es un ambiente multifacético de seis pilares con una altura de cuatro metros, con una campana de 3,5 metros de altura con una cúpula en forma de cono (octogonal) sobre ella, formando en total la entrada. En el pasado habían dos campanas para llamar a los fieles a la oración en la cámara de la campana, que ahora se conserva en el museo. La principal sala de la iglesia se ha construido para la reunión de los armenios y para realizar ceremonias religiosas.

 

La luz necesaria se proporciona a través de 16 ventanas. El interior de la iglesia está libre de cualquier adorno arquitectónico, pero los signos de la imagen de Cristo, Santa María y Varmatan Mamikunian, el comandante en jefe del Ejército de Armenia, ha cubierto las superficies del cuerpo. Entre otras obras destacadas se puede indicar a la pila de bautismo de piedra al fondo del muro norteño de la iglesia. El complejo de la Iglesia de San Gregorio y la Iglesia de Santa María se registró con el número 2237 en la lista de los Monumentos Nacionales nacional de Irán.

 

 

 

 

Tags

Comentarios